Remedios caseros para adelgazar

En este artículo veremos como, realmente, existen remedios caseros para adelgazar y que son fáciles, naturales, sanos, económicos y efectivos.

Remedios caseros para adelgazar
Candela Vizcaíno
Doctora en comunicación, poeta, escritora y mamá. Periodista y redactora en vida sana, lenguaje de los símbolos, literatura, arte, viajes y moda.

Causas del sobrepeso

Sin lugar a dudas, lo mejor para adelgazar saludable y permanentemente, es atacar el problema de raíz, lo emocional, rápida y fácilmente.

Cualquier persona que mide mas de lo que su talla indica de acuerdo a estatura, estructura y edad, come desordenadamente, y la gran mayoría lo hace por dos razones básicas: “Ansiedad y Autosabotaje”.

Estas son el resultado de emociones mal digeridas (enojos, traumas, baja estima, miedos, tristeza, angustia y/o estres básicamente) desde su inicio, y algunas más que se han generado como consecuencia de todo esto (culpas, resentimientos, ira, autodesconfianza, irritabilidad, desanimo etcétera), o consecuencia de alguna toxina que agregando lo genético, cultural y ambiental es dinamita.

Importancia de la dieta

En la elaboración de una dieta de adelgazamiento no solo se ha de tener en cuenta el concepto calórico, también hay que valorar la combinación de los alimentos entre sí, el origen de la obtención de las proteínas, la calidad de los hidratos de carbono, etc.

El programa eficaz aplicable a la obesidad coincide con los principios básicos de la medicina naturista holística; dieta adecuada, ejercicio apropiado y actitud mental positiva y la ecuación básica permanece inalterable.

Pues incluso con la dieta más perfecta y el plan de ejercicios más eficaz es vital mejorar los sentimientos que las personas con sobrepeso tienen respecto a sí mismas y darse cuenta de si la comida sustituye otras alegrías de la vida. El cuerpo y la mente requieren un tiempo para recuperar su peso normal.

Los primeros consejos y remedios caseros para adelgazar

El sobrepeso (en cualquiera de sus fases) es el resultado de una serie de mecanismos complejos y variados. Por eso, las respuestas que debes dar para contrarrestar esta problemática también deben ser diversas. Como no tenemos mucho espacio, anota, este plan de la sensatez para perder peso y no recuperarlo jamás.

Trucos y remedios para adelgazar fáciles de seguir:

  • Se consciente de la problemática. No esperes hacer un esfuerzo descomunal unos cuantos meses antes del verano y luego olvidar todo volviendo a los malos hábitos de antes. Tienes que saber que esto no es una tabla temporal, que es un cambio radical de entender el mundo de por vida. El reto merece la pena.
  • Tienes que moverte algo. Deja el sofá y la tele y sal a caminar (al menos una hora al día), acude a un gimnasio, haz ejercicios sencillos, sube y baja escaleras…
  • No te peses todos los días, ni todas las semanas. Súbete a la báscula, únicamente, una vez al mes. Si vas perdiendo entre 3 y 5 kilos cada 4 semanas, vas bien. Si es menos, no te desanimes ni tires la toalla. Si es más, ¡mucho cuidado que llega el temido efecto yo-yo, problemas de tiroides y, después, ataques nerviosos! No tengas prisas. Disfruta de lo conseguido poco a poco.
  • Duerme lo suficiente. Ya hay muchos estudios que asocian obesidad con insomnio. Si te cuesta entrar en el sueño, tómate una infusión relajante (de tila, por ejemplo), media hora antes de ir a la cama.
  • ¡Desayuna! Es necesario para afrontar la jornada y no abalanzarte sobre lo que sea unas cuantas horas después. Toma pequeñas cantidades de algún alimento proteínico: huevos, jamón de York o paleta cocida baja en grasa.
  • Come poca cantidad y 5 veces al día. Recuerda que se necesitan entre 150 y 200 calorías para hacer la digestión de una pera pequeña más un yogurt desnatado y que estos alimentos apenas alcanzan las 100 calorías. Estás comiendo y consumiendo calorías.
  • Comienza el almuerzo siempre con un plato de verduras mezcladas (así aprovechas las distintas vitaminas que aparecen en los diferentes colores de los vegetales). Puede ser una sopa cocinada con poca grasa o una ensalada.
  • ¡Mucho cuidado con los aliños! Solo debes tomar 2 cucharadas de mantequilla o aceite al día. Sé tajante, mide escrupulosamente y no te pases.
  • Aprende cuáles son los alimentos hipocalóricos e incorporarlos a tu dieta: pechuga de pollo a la plancha, pescado cocido, verduras, frutas, los necesarios cereales integrales, los desnatados…

Otros consejos y trucos que te ayudarán a perder peso

Seguir estos consejos y remedios caseros para adelgazar no te resultará demasiado complicado y los resultados, seguro, te van a satisfacer:

  • Empieza a generar un diálogo saludable con tu cuerpo. De entre todos los consejos para adelgazar este es el que debes recordar en todo momento. No vas a conseguir tener unas medidas de modelo. Tienes que sentirte bien y comprobar que estás tomando el control de tu vida.
  • No te pongas metas inalcanzables. Ni te peses todos los días. Simplemente ve constatando que te sientes mejor, que no te asfixias, que tienes mejor humor, que te queda un poco holgada la ropa, que pides una talla menos después de medio año…
  • Sustituye el café por el té (de cualquier color) sin azúcar, mucho más saludable.
  • Mantén el orden y la disciplina. Cuando te pique el gusanillo, no te lances sobre el frigorífico y te atiborres de cualquier cosa. Ten a mano galletas de arroz o cualquier otro producto que sacia con poquísimas calorías.
  • No te saltes ninguna comida.
  • ¡Disfruta! Sí. Esto no es ir a la guerra. Este es uno de los principales trucos para adelgazar: simplemente cambia de estilo de vida. Pon la mesa con un bonito mantel, con la vajilla buena, siéntate tranquilamente y mastica los alimentos.
  • No comas rápido. Te llenarás de gases y, además, consumirás más cantidad.
  • No te eches la siesta después de comer. Si te entra somnolencia, descansa un poco y, luego, sal a caminar, a cuidar el jardín, a hacer la compra…
  • Cena muy poco con alguna porción de un alimento rico en proteínas. Buenas ideas son los bocadillos de tofu, las verduras asadas, el pescado blanco cocinado sin grasas…
  • Reduce la cerveza y el alcohol en general.Déjalo para una ocasión muy especial y consume siempre el de mejor calidad.

Y además:

  • Pásate a las grasas saludables con moderación. Hazte fan del aceite de oliva. Es uno de los buenos remedios caseros para adelgazar.
  • Toma cereales integrales, a ser posible con granos enteros. El pan no engorda tanto, siempre y cuando no te comas un kilo de una sentada.
  • Sin frutas y verduras variadas, de temporada, crudas y tomadas a lo largo del día no se puede mantener la salud ni tampoco adelgazar.
  • Toma legumbres un par de veces por semana cocinadas sin embutidos.
  • Reduce las carnes rojas a ocasiones especiales.
  • No tomes lácteos enteros y reduce al máximo su consumo. Una dieta sin lactosa ayuda a mantener unos niveles saludables en todos los sentidos.
  • Combina tu plan alimenticio con hierbas naturales que te ayuden a drenar el organismo (cola de caballo, por ejemplo) con otras que absorben las grasas. El Plantago ovata es mi favorita y es uno de los mejores tips para adelgazar de forma saludable. Completa las comidas con té verde, rojo o mate.
  • Aprende las calorías que tiene cada uno de los alimentos y estudia su composición saludable (minerales, grasas o vitaminas). Así te será mejor controlar que es lo que te llevas a la boca actuando con cabeza en todo momento.

Plantas que nos pueden ayudar a perder peso

Las plantas también son buenos remedios caseros para adelgazar, nos pueden ayudar a controlar el apetito y a eliminar esos kilos que nos están molestando:

  • Infusión de alcachofa para perder peso: Con 30 g. de alcachofera en 1 litro de agua haga una infusión, calentando el agua con la hierba hasta que hierva. Deje tapado y en reposo cinco minutos. Tome una taza al día. No usar este truco en casos de embarazo o si están lactando.
  • Vinagre de manzana para adelgazar: Con dos cucharaditas de vinagre de manzana disuelto en agua antes de las comidas puede eliminar grasas.  Esto es debido a que este vinagre posee la propiedad de eliminar las células adiposas (grasas) además de ser un gran laxante y diurético y tener un gran poder saciante. Evidentemente adelgazará mejor si la comida en sí ya es baja en calorías.
  • Algas para perder peso: Tienen un gran contenido en Fenilananina, aminoácido que suprime a los neurotransmisores del apetito. Además  su aporte de yodo, minerales y enzimas acelera el proceso metabólico y de eliminación de toxinas. Las algas se pueden consumir en cápsulas, comprimidos, extractos o en su forma natural como una verdura. Cuidado las personas con problemas de tiroides.
  • Te rojo para adelgazar: La medicina tradicional china alaba desde hace siglos las virtudes adelgazantes de este te y los estudios científicos en Asia y Europa en los últimos años así lo confirman. Por ejemplo, el Hospital St. Antoine de Paris dictamina que  con 3 ó 4 tazas de te diarias el 88% de personas en su estudio perdieron entre 3 y 10 kg a las cuatro semanas sin modificar su dieta.
  • La Garcinia Cambogia planta adelgazante: Existen varias plantas adelgazantes. Una de las más populares es la Garcinia Cambogia por sus propiedades para quemar grasas debido a que impide a los ácidos grasos que se almacenen dentro del adiposito (células del tejido adiposo) y su capacidad saciante o calmante del apetito. Se puede tomar en cápsulas o en extracto líquido. Tómela, con un gran vaso de agua, entre treinta minutos y una hora antes de las tres comidas principales.

Nuestros consejos

Si sigue alguno de nuestros remedios caseros para adelgazar no espere resultados inmediatos. Es necesaria cierta constancia. No se pese hasta pasados cinco días o una semana.

No haga caso a la publicidad que promete un resultado milagroso con el extracto de alguno de los remedios ofrecidos. Tampoco aproveche para comer más comida grasa o alta en azúcares refinados con la excusa de que luego se toma el quemador natural de grasas.

Como hemos repetido en varias ocasiones, lo mejor para adelgazar de forma natural es combinar dieta sana sin abusar de calorías, acompañada de ejercicio habitual y luego un apoyo de estos remedios caseros para adelgazar.

Valoración




Anterior artículo »
Siguiente artículo »

Suscripción gratuita

Recibe gratuitamente nuestro boletín mensual con las últimas novedades