Tipos de diabetes: tratamiento alopático o tratamiento integrativo

Hay diferentes tipos de diabetes, este artículo nos habla sobre ellos y sus tratamientos: tratamiento alopático pero también tratamiento integrativo.

Tipos de diabetes: tratamiento alopático o tratamiento integrativo
Ismael A. Apellaniz
Técnico Superior en Dietética Me considero un apasionado de la alimentación saludable, un defensor a ultranza del bienestar del planeta y un seguidor entusiasta de las terapias naturales.

¿Qué es la diabetes y cómo está distribuida en el mundo?

La Diabetes Mellitus es el término médico que se utiliza para designar a un conjunto de patologías metabólicas, que se caracterizan por hiperglucemias derivadas de un déficit absoluto o relativo a la secreción de insulina. También se puede deber a una irregularidad en la acción de la hormona insulina, incluso se puede dar la casualidad de una combinación de ambos fenómenos.

Independientemente del tipo de diabetes de la que se trate, esta enfermedad está distribuida a nivel mundial y de forma más o menos uniforme: un estudio del año 2015 realizó un recuento y definió que el número de personas diagnosticadas con diabetes es de 415 millones, pero este mismo estudio predice, con un mínimo margen de error, que en el año 2040, aproximadamente 642 millones de personas padecerán algún tipo de diabetes.

¿Cuáles son los tipos de diabetes más comunes?

Los tipos de diabetes más conocidos o comunes son: la Diabetes Mellitus tipo I y tipo II y, por último, la diabetes gestacional.

La diabetes tipo I: tiende a aparecer en la horquilla desde niños hasta los 30 años, aunque la podemos ampliar hasta los 40 años. En este caso la destrucción de las células beta es muy variable en el tiempo, siendo rápida o lenta. Todos estos pacientes tienen conocimiento de su diagnóstico a causa de la claridad de sus síntomas.

La diabetes tipo II: es el tipo de diabetes que genera en el paciente un tipo de insulinorresistencia, la cual en cada paciente puede tener un grado u otro, pero en conclusión deriva en una disfunción de las células beta.  Esta forma de diabetes es la más común de todas, especialmente entre la gente mayor. Uno de los síntomas más prevalentes y evidentes de esta patología es la obesidad, aunque no es un factor condicionante, dado que también se puede desarrollar en normopeso.

Diabetes gestacional: se diagnostica durante el periodo de gestación; es ocasional, solo tiene lugar durante este período, aunque es posible que después la paciente continúe padeciendo diabetes. Esto se sabe a partir de las seis semanas del alumbramiento, siendo la norma general que durante ese tiempo el metabolismo de los hidratos de carbono regrese a la normalidad. En este caso es muy importante hacer un diagnóstico y un buen seguimiento, sino el feto se puede ver afectado.

Tratamiento de la diabetes de forma alopática

El tratamiento alopático de los tipos  de diabetes la trata desde un conjunto de perspectivas tales como la realización del ejercicio físico, la dieta y la medicación (antidiabéticos orales o insulina), que pueden acarrear una serie de contraindicaciones.

En el caso del ejercicio, se recomienda a las personas evitar el sedentarismo, así como que el paciente realice un ejercicio físico lo que puede evitar una serie de complicaciones derivadas de esta patología como son las dislipemias o las afecciones de la presión arterial.

Por lo que a la dieta se refiere, la medicina convencional hace muy pocas distinciones, con la excepción de vetar todos aquellos productos con un alto contenido en azúcares de rápida absorción. Aun así, se potencian los hidratos de carbono, habiendo opciones mucho más saludables como veremos a continuación.

Tratamiento delos diferentes tipos diabetes de forma integrativa

Los tratamientos de los tipos de diabetes de forma integrativa siguen las mismas pautas que en la dieta alopática, es decir, recomendaremos ejercicio físico con la intención de prevenir posibles y futuras complicaciones derivadas de esta enfermedad.

Sin embargo, en vez de basarnos en una dieta mediterránea, nos basaremos en una dieta paleolítica la cual ha demostrado una mejor tolerancia a la glucosa y, además de ser mucho más efectivo para tratar la diabetes, también lo es para las enfermedades cardíacas, lo que actúa como una ventaja, dado que un gran número de las contraindicaciones de esta patología guardan relación con el sistema cardiovascular.

La dieta paleolítica o paleo responde a su nombre e intenta retrotraer a sus consumidores a la dieta que llevaron a cabo nuestros antepasados. Esta corriente dietética tiene como filosofía consumir únicamente aquellos alimentos que se encuentran al alcance de la mano, con la llegada de los sistemas agrícolas y ganaderos, siendo los alimentos para consumir los siguientes: carnes magras, pescados, mariscos, frutas, verduras, tubérculos, huevos, semillas y nueces. Dentro de esta corriente dietética quedan excluidos alimentos como los granos, los cereales, las harinas, las legumbres, la leche y sus productos derivados, los azúcares procesados igual que los aceites refinados.

En el caso de la Diabetes Mellitus tipo 2 los pacientes que tienen prescritos antihiperglicemiantes, se pueden tratar con otro tipo de terapia dietética que es el Mapi-2, básicamente se trata de utilizar como recurso una adaptación de la dieta macrobiótica, utilizando como alimentos principales, los siguientes: cereales integrales, verduras, hortalizas, legumbres, té verde, baja en grasas y adecuada en proteínas. Un estudio que se realizó sobre este proceso informó que aproximadamente un 90 por ciento de las personas que a él se sometieron eliminó el tratamiento.

Hoy en día, cuando hablamos de tratar enfermedades, hemos de admitir que no hay un único camino correcto o ideal, pero sí que como profesionales de la salud hemos de buscar aquel que sea más fácil y asequible para el paciente, no hemos de imponerle un único tratamiento.

Valoración




Anterior artículo »
Siguiente artículo »

Suscripción gratuita

Recibe gratuitamente nuestro boletín mensual con las últimas novedades