Propiedades de la leche de semillas de calabaza

La leche vegetal de semillas o pipas de calabaza tiene propiedades muy beneficiosas sobre los problemas de próstata y contra los parásitos intestinales.

Propiedades de la leche de semillas de calabaza
Josep Vicent Arnau
Diplomado en Naturopatía y Acupuntura.
Regenta el herbolario Supernatural en Sant Cugat del Vallés.
Articulista sobre temas de salud y calidad de vida.

Información nutricional

De esta estupenda bebida vegetal podemos destacar su gran aporte de ácidos grasos linoleicos y linolenicos, Zinc, vitaminas A, E y F, Magnesio, Fósforo y hierro.

Si queremos dar a esta leche de semillas de calabaza un buen contenido en calcio podemos añadir en su preparación una taza de almendras crudas peladas o media taza de semillas de sésamo o ajonjolí.

Propiedades de la leche de semillas de calabaza

Vamos a conocer algunas de las propiedades de esta deliciosa bebida vegetal:

  • Es de gran ayuda en caso de parásitos intestinales, incluido la Tenia o Solitaria. Es un buen remedio cuando tenemos o sospechamos que podemos tener parásitos y no queremos tomar ningún medicamento.
  • Los hombres con problemas de próstata encontrarán en la leche de semillas de calabaza un gran aliado ya que desinfecta y desinflama la próstata y las vías urinarias en general.
  • Su riqueza en Zinc también la hacen conveniente cuando buscamos fortalecer nuestra vista o nuestras defensas.
  • Nuestra piel y nuestro sistema cardiovascular se beneficiarán de su aporte de ácidos grasos.
  • Nos aporta ácidos grasos saludables que nos ayudarán a controlar los niveles de colesterol y triglicéridos.

Cómo hacer leche de semillas de calabaza

Para preparar esta leche vegetal necesitamos:

  • 1 taza de semillas de calabaza crudas y peladas (cuatro horas en remojo).
  • 2 cucharadas soperas azúcar morena, agave, miel u otro endulzante natural.
  • 6 tazas de agua.
  • 1 cucharadita de canela o vainilla, en polvo.

Preparación:

  • Dejaremos, previamente, las semillas de calabaza en remojo durante unas cuatro horas.
  • Añadiremos todos los ingredientes y pasaremos por una licuadora (batidora o trituradora).
  • Si aún así nos quedara una textura muy granulosa podríamos pasar la leche de semillas de calabaza por un colador o a través de un paño muy fino.
  • Según el sabor que nos guste podemos añadir más endulzante o más canela o vainilla.
  • Una vez preparada la leche de semillas de calabaza hemos de ponerla en el frigorífico  y consumir en un par de días.
  • Podemos tomar al día un par de vasos preferentemente antes o fuera de las comidas.

¿Sabías que…?

La calabaza también se conoce en algunos países como zapallo, ayote, auyama, cayota, o chayote; al igual que en lugar de decir semillas se utiliza la palabra pepas.

La palabra Leche realmente no estaría bien utilizada ya que solo puede definir a las de origen animal.

Valoración




Anterior artículo »
Siguiente artículo »

Suscripción gratuita

Recibe gratuitamente nuestro boletín mensual con las últimas novedades