Croquetas de espinacas, un modo de que tomen más verdura

Vamos a preparar unas deliciosas y saludables croquetas de espinacas con la que todos, incluidos los niños, vamos a disfrutar de esta estupenda verdura.

Croquetas de espinacas, un modo de que tomen más verdura

Sobre las espinacas

Popeye hizo famosas las espinacas por la extraordinaria fuerza que le daban, hoy día sabemos que su contenido en hierro no están alto como se pensaba pero si que son ricas en provitamina A, folato, calcio, fósforo, potasio y vitamina C.

Las espinacas también contienen compuestos antioxidantes que protegen la actividad cardíaca y combaten los radicales libres.

Aunque su contenido en hierro no sea tan alto como se creía podemos ver que el consumo de espinacas es altamente recomendable, una buena forma de conseguir que todos en la familia disfruten de ellas es preparar estas deliciosas croquetas de espinacas.

Receta de croquetas de espinacas

Ingredientes para 4 personas:

  • 450 g de espinacas frescas.
  • 100 g de pan rallado.
  • 2 cucharas grandes de harina.
  • ¼ litro de leche, incluso algo más. Puede ser leche vegetal.
  • 1 una cebolla grande.
  • 1 huevo.
  • 1 cucharada grande de aceite de oliva.
  • Nuez moscada.
  • Sal.

Cómo hacer las croquetas de espinacas:

  • En una sartén con un poco de aceite de oliva pochamos las espinacas. Una vez pochadas las reservamos.
  • A continuación pochamos la cebolla, cuando esté lista reservamos junto con las espinacas.
  • Echamos un poco de aceite a la sartén y antes de que esté demasiado caliente apartamos del fuego y echamos la harina, removemos hasta que se forme una masa.
  • Volvemos a poner la sartén, con la masa, al fuego y vamos echando la leche poco a poco sin dejar de remover hasta conseguir una masa consistente.
  • Añadimos la nuez moscada, una pizca de sal, las espinacas y la cebolla. Le damos una vuelta para que todo se integre bien y se espese.
  • Cuando la masa esté espesa la dejamos en reposo en un bol hasta que enfrié lo suficiente para que podamos manipularla.
  • Mientras batimos el huevo y preparamos el pan rallado.
  • A continuación damos forma a las croquetas de espinacas, las pasamos por el heuvo y el pan rallado y las freímos en abundante aceite.
  • Cuando estén bien doraditas las sacamos y ponemos sobre papel absorbente. Servimos calentitas.

Nuestros consejos

Las espinacas no tienen que ser necesariamente frescas. Se pueden utilizar congeladas, pero a la hora de hacerlas deben estar totalmente descongeladas para que las croquetas de espinacas queden en su punto.

La espinaca es una verdura cuyo sabor no la hace apetecible, pero hay recetas que la enriquecen para los paladares más exigentes. Merece la pena consumirla, ya que es muy ligera y posee gran cantidad de vitaminas, sobretodo de la C. Además aporta folatos, beta-carotenos y minerales, como potasio y magnesio.



Valoración

Croquetas de espinacas
4 (80%) 1 vote
Juan José Sánchez Ortiz
Terapeuta físico, emocional y coach. Articulista experto en salud, ecología, desarrollo personal y ONGs en medios digitales e impresos. Periodista de investigación con trabajos referenciados en artículos, tesis de postgrado y doctorales.


Anterior artículo »
Siguiente artículo »