Ansiedad generalizada: causas, síntomas y consejos

El trastorno de ansiedad generalizada se caracteriza por la presencia continua de la sensación de no poder controlar la angustia, preocupaciones, ansiedad.

Ansiedad generalizada: causas, síntomas y consejos
Marta Comas Serra
Técnica Superior en Dietética

¿Qué es el trastorno de ansiedad generalizada?

La ansiedad generalizada es un trastorno mental, caracterizado por la presencia constante de ansiedad, preocupaciones excesivas y angustia. Para la persona que lo sufre, le parece imposible controlar estas emociones y gestionar su estado de ansiedad. El TAG lo parece multitud de gente, incluso niños y adolescentes, pero presenta una mayor prevalencia en mujeres de mediana edad, que en hombres.

El trastorno de ansiedad generalizada se caracteriza por un conjunto de signos y síntomas tanto psicológicos como físicos:

Síntomas

Síntomas psicológicos: Estos síntomas varían según la persona, en general hay presencia de una preocupación o ansiedad por determinados asuntos de forma desproporcionada. La tendencia a pensar demasiado los planes, e interpretar todos sus peores resultados. Indecisión e incapacidad para afrontar retos diarios. Puede haber dificultad para concentrarse e imposibilidad de relajarse.

Síntomas físicos: Los estadios prolongados de ansiedad, pueden desarrollar multitud de síntomas físicos como fatiga, dolor y tensión muscular, sudoración, síndrome del intestino irritable, caída del pelo, pérdida o aumento de peso, temblores, trastornos del sueño, sensación de mareo, palpitaciones y falta de aire,…

Trastorno de ansiedad generalizada: efectos a largo plazo

Estar estresado o ansioso provoca que se produzca cortisol, un esteroide que incrementa el nivel de azúcar en la sangre, suprime el sistema inmunológico y puede disminuir la formación ósea.

Provoca malas digestiones, debido a que la adrenalina puede alterar el sistema digestivo provocando diarreas, ardor, hinchazón…etc. El estado de ansiedad constante produce oxidación, y por lo tanto sufrir un envejecimiento celular prematuro; además de una falta de hidratación, que puede provocar problemas dermatológicos como eccema,  alopecia, rosácea,…

Es muy probable la aparición de contracturas y problemas osteomusculares graves, como bruxismo, desgaste muscular, vértigo,… En hombres puede producir disfunción eréctil, e infertilidad en ambos, además de una posible disminución del deseo sexual.

La alteración del ritmo cardiaco constante, aumentos repetitivos de presión sanguínea, entre otras causas, provocan el desarrollo de hipertensión arterial y otras afecciones cardiovasculares.

La corteza prefrontal y el hipocampo del cerebro se pueden ver afectados cuando la hormona del estrés se encuentra en el cuerpo durante un tiempo prolongado; afectando a la memoria y a la capacidad de procesamiento lógico de información.

Causas y tratamiento

Las causas del trastorno de ansiedad generalizado son muy diversas, pueden tener fundamentos sociales, familiares, personales o laborales. El tratamiento utilizado se basa en un conjunto de técnicas y herramientas dadas por un psicólogo, con el objetivo de poder hacer frente a esta situación de angustia y ansiedad. En algunos casos se receptan psicofármacos.

Meditación y estilo de vida

Aprender a meditar correctamente, y a respirar, es clave para frenar estos síntomas. Esta herramienta, puede ayudarnos a saber gestionar estos estados. La homeopatía  puede ser muy útil como ayuda en estos momentos, las flores de Bach, la valeriana,… Llevar una alimentación equilibrada, establecer un tiempo diario para desconectar, dormir las horas necesarias, escucharte, hacer deporte, realizar algún hobby que te relaje … Es fundamental para llevar esta situación totalmente de forma adaptativa, y saber superar tus estados de ansiedad.

Valoración




Anterior artículo »
Siguiente artículo »

Suscripción gratuita

Recibe gratuitamente nuestro boletín mensual con las últimas novedades