¿Qué son los suplementos para ganar masa muscular?

¿Qué son los suplementos para ganar masa muscular?

Antes de tomar suplementos para ganar masa muscular, creatina o ribosa, debes conocer sus peligros, mayores en esteroides anabólicos y prohormonas.

42382822

¿Qué son los suplementos para ganar masa muscular?

En esencia, son sustancias presentes en el organismo. Por eso hay algunas casas que colocan la etiqueta de “naturales”, lo cual no las eximen de peligros potenciales para la salud cuando se abusan de ellas. Son utilizados por deportistas de culturismo para eliminar la grasa sobrante e hipertrofiar los músculos con más rapidez. En primer lugar, tenemos que distinguir entre:

  • Los suplementos para ganar masa muscular propiamente dichos. Los más populares son la creatina (se comercializa como monohidrato de creatina) y la ribosa (un azúcar). El primero aumenta el volumen del músculo y, al parecer, da más fuerza. El segundo ayuda a desarrollar la musculatura a los principiantes. La glutamina, un aminoácido, también es muy demandado y se utiliza como antioxidante. Son legales.
  • Esteroides anabólicos, a los que habría que poner la coletilla de androgénicos, relacionadas con la testosterona. Aunque están prohibidos (por su peligrosidad), se siguen utilizando bajo la etiqueta de suplementos para deportistas.
  • Prohormonas, usadas para aumentar las hormonas, como la testosterona. También se utilizan en medicina con otros fines, pero en estos casos hay una enfermedad y una trastorno de por medio. Con fines deportivos están prohibidos.

Efectos secundarios de la creatina y la ribosa

  • Aumento de peso con el uso de creatina.
  • Ciertas personas, además, han notado vómitos, diarreas, dolores estomacales y nauseas.
  • Cuando se deja de tomar la creatina, el músculo se vuelve blando y flácido, ya que ha desaparecido la grasa que lo envuelve.
  • De la ribosa ni siquiera se han hecho ensayos suficientes. Así, te enfrentas a cualquier trastorno desconocido al día de hoy.
  • Como la creatina, puede producir nauseas y diarrea.
  • También se ha detectado hipoglucemia temporal, mareos, dolores de cabeza y desubicación.

La creatina y la ribosa son sustancias legales que no se consideran dopaje. Además, algunos de estos suplementos para ganar masa muscular suelen venir con Vitamina C. Este micronutriente, indispensable para la salud, en altas dosis produce oxalatos en el riñón e interfiere en la absorción del hierro.

Esteroides anabólicos

Derivados de la testosterona, los esteroides anabólicos son ilegales y potencialmente peligrosos. En los últimos años, han aparecido en forma de geles. Eso no quita para que produzcan el mismo efecto que las pastillas.

A pesar de que está prohibida su producción y venta, algunos gimnasios los ofrecen a su clientela, ya que contribuyen a ganar músculo con una velocidad asombrosa. Entre sus graves contraindicaciones se encuentran:

  • Al modificar los niveles de testosterona, se han detectado problemas sexuales de tal calado que se ha llegado a la impotencia.
  • Recuerda que la testosterona está relacionada con el cáncer de próstata, el más común en el hombre. Modificar tus niveles normales y naturales es arriesgarte a una enfermedad gravísima que te puede llevar a la muerte no sin antes mermar tu calidad de vida.
  • Agresividad e irritabilidad severa, paranoia, manías y problemas familiares de entidad.
  • Trastornos psicológicos tan graves que se han detectado instintos suicidas. Durante un ensayo en la Universidad de Parma, se tuvo que suspender la dosis a uno de los participantes y proceder a su hospitalización.
  • Pérdida de fertilidad y disminución del tamaño de los testículos.
  • Disminución del colesterol HDL (el bueno) en dosis elevadas y, por tanto, riesgo de accidentes cardiovasculares.
  • Las prohormonas funcionan igual que los anabolizantes: son peligrosas e ilegales.

Si alguien en un gimnasio te ofrece estas sustancias, ya sean orales, en forma de geles o inyectadas, ya sabes a lo que te arriesgas: a hacer trizas tu salud.

Si quieres tener unos músculos bonitos, solo te queda llevar una buena alimentación (puedes aumentar, de forma moderada, las dosis de proteínas y carbohidratos de tu dieta) y horas de entrenamiento.



Relacionados

Valoración

picture-1227.jpg
Candela Vizcaíno
Doctora en comunicación, poeta, escritora y mamá. Periodista y redactora en vida sana, lenguaje de los símbolos, literatura, arte, viajes y moda.