Usos y propiedades del laurel

Usos y propiedades del laurel

El laurel es sobradamente conocido por sus usos en la cocina pero, como otras muchas plantas, también lo podemos usar para cuidar de nuestra salud.

17078708

El laurel, Laurus Nobilis L. en latín, pertenece a la familia de las Lauráceas y es originario de los países de la cuenca del Mediterráneo.
Esta planta también es conocida con el nombre de laurel europeo o laurel de cocina.

Es un árbol de hoja perenne que puede alcanzar hasta 10 metros de longitud. Sus hojas, que miden entre 3 y 9 cms., son de color verde y muy aromáticas.

Sus flores son de color amarillo y da unos frutos de color oscuro que solo son producidos por los laureles hembra.
Las partes utilizadas con fines medicinales son las hojas y los frutos.

Composición del laurel

  • Aceite esencial.
  • Ácidos orgánicos.
  • Ácidos grasos insaturados.
  • Sustancias de acción antioxidante y bactericida.
  • Taninos.
  • Minerales: manganeso, calcio, fósforo, magnesio, sodio, hierro, zinc.

Propiedades del laurel relacionadas con la salud

Tomar infusiones de laurel es aconsejable para.

  • Facilitar la digestión.
  • Estimula el apetito.
  • Ayudar en la eliminación de gases del aparato digestivo.
  • Es muy diurético.
  • Favorece la regulación de la menstruación.
  • Mejora la circulación de la sangre.
  • Tiene un efecto beneficioso sobre afecciones del aparato respiratorio.
  • Ayuda a combatir las enfermedades reumáticas.

Usado externamente

Usado externamente en forma de pomada, cataplasmas, friegas con aceite esencial o en el agua del baño nos puede ayudar a:

  • Dormir mejor.
  • Reducir el sudor.
  • Aliviar dolores causados por golpes.
  • Cuidar nuestra piel.
  • Calmar dolores en articulaciones, huesos y músculos.
  • Prevenir infecciones en heridas.
  • Prevenir la calvicie.

Otra forma de aprovechar las propiedades del laurel es aspirar el humo que se produce al quemar las hojas, ayuda a aliviar el dolor de cabeza y a despejar las vías respiratorias. También es un buen ambientador.

Consejos

A la hora de preparar una infusión de laurel, debemos tener en cuenta que hay que usar la dosis justa de producto, no es cierto que a mayor concentración mayor efectividad.

Si la infusión está demasiado concentrada puede llegar a producir náuseas, vómitos o irritación de las mucosas gástricas.

No debe consumirse laurel si se padece de úlceras, gastritis, si se sufre alguna enfermedad intestinal o se tiene el estómago delicado.



Valoración

picture-1057.jpg
Elia Arcas
Escribir me obliga a aprender, a investigar y a conocer gran cantidad de temas relacionados con la salud y con un sistema de vida responsable y respetuoso.
Anterior artículo »
Siguiente artículo »