Aparato locomotor

Conocer sobre las enfermedades que pueden afectar al aparato locomotor nos puede ser de gran utilidad para identificarlas y buscar el especialista adecuado.

La importancia de los huesos

Parte fundamental del aparato locomotor son los huesos. Los 206 huesos que forman el esqueleto de un adulto tienen como función:

  • Los huesos proporcionan soporte a todo el cuerpo y son un marco para la fijación de los tejidos blandos y de los órganos.
  • Son una reserva de calcio, el noventa y nueve por ciento del calcio del cuerpo se encuentra en el esqueleto. También almacenan lípidos en zonas llenas de médula amarilla.
  • La médula ósea roja, que se encuentra en el interior de muchos huesos, produce los glóbulos rojos, los glóbulos blancos y otros elementos de la sangre.
  • Tienen la función de proteger los tejidos blandos y los órganos (el corazón, los pulmones, el cerebro, etc.)
  • Colaboran en el movimiento.

Otros elementos del aparato locomotor

Los siguientes elementos también están integrados en el aparato locomotor:

  • Tendones: unen el músculo al hueso.
  • Articulaciones: lugar donde los huesos se interconectan.
  • Ligamentos: unen los huesos entre sí.
  • Nervios: controlan la contracción de los músculos esqueléticos, interpretan la información y coordinan las actividades de los órganos.
  • Músculos esqueléticos: producen el movimiento, mantienen la postura del cuerpo, soportan los tejidos blandos y mantienen la temperatura corporal.
  • Cartílago: es un tipo de tejido conectivo, existen tres grandes tipos de cartílago: hialino (soporte rígido), cartílago elástico (proporciona apoyo pero tolera la distorsión  y vuelve a su forma original sin daños) y fibrocartílago (resiste la compresión, evita el contacto entre huesos y limita el movimiento relativo)

¿Qué nos ofrece este apartado?

En el apartado del aparato locomotor encontramos tres bloques que nos ofrecen información sobre:

  • Las enfermedades relacionadas con los músculos y huesos.
  • Consejos sobre las terapias más recomendadas para solucionar los problemas del aparato locomotor.
  • Que hacer para prevenir e evitar las lesiones.
  • Remedios naturales que nos pueden ser de gran utilidad para cuidar nuestros músculos y huesos.
  • Causas de la fibromialgia, tratamientos y consejos.
  • Como hacer frente al dolor crónico.

Artículos

594974
Espolón en el pie

Este artículo sobre el espolón en el pie va dedicado a las personas que sufren continuamente sus molestias sin saber que hay remedios naturales eficaces.

579442
Barras de azufre

Las barritas de azufre acaban de llegar a algunos países de Europa aunque en países de Latinoamérica hace décadas que la gente las usa para el dolor.

codo-de-tenista
El codo de tenista

El codo de tenista afecta a mucha gente por lo que os explicaremos sus causas y los tratamientos naturales más eficaces para esta dolencia.

164536
Fatiga crónica

Actualmente el Síndrome de Fatiga Crónica es un conjunto de síntomas que afecta cada vez a más personas y para la que, de momento, hay pocos tratamientos.

2723030
Diferencias entre fibromialgia y fatiga crónica

¿Quieres saber todas las diferencias que existen entre la fibromialgia y la fatiga crónica así como los aspectos que tienen en común entre ellas?

56718
Cómo diagnosticar la Fibromialgia

El diagnostico de la fibromialgia ha sido un verdadero problema para las personas que sufrían la enfermedad, pues las pruebas realizadas salían negativas.

3284910
Causas del lumbago

Son muchas las causas que nos pueden producir lumbago o lumbalgia, este artículo nos explica cuales son y como podemos tratarlas de una forma natural.

16342806
El esguince

En este artículo veremos las causas y tratamientos de los esguinces que aunque suelen afectar a los tobillos también pueden afectar a otras zonas.

1536385
Rigidez muscular

La espasticidad o rigidez muscular es una afección que se manifiesta con músculos tensos y rígidos, tensión muscular involuntaria o aumento del tono muscular.

67722990
Dolor de rodilla

El dolor de rodilla es un síntoma común en personas de todas las edades. Puede comenzar repentinamente, a menudo después de una lesión o de ejercicio.