Manos secas y agrietadas

Manos secas y agrietadas

Las manos secas y agrietadas, además de no resultar estéticas, son un indicio de que nuestro organismo no está bien y necesita reequilibrarse.

36954614

En este artículo aprendemos a tener unas manos bonitas con plantas naturales y con gestos diarios muy sencillos, así quitamos la sequedad y todas las patologías asociadas.

Manos secas

Las manos secas no son solo un problema de estética, también de salud, ya que cuando las manos y las uñas están extremadamente secas, la piel se vuelve quebradiza, se parte y salen heridas.

Aunque hay un factor genético que no podemos obviar (las pieles blancas, con pecas o finas tienden a debilitarse con más facilidad), casi todas las causas son siempre de agresión externas.

Causas de las manos secas

Así, si conocemos los agentes causales, podemos trabajar para evitarlos y lucir siempre unas manos bonitas y jóvenes.

  • Aunque con la edad, la piel se vuelve más frágil, pierde tono y brillo, tienes que cuidarte de los productos de limpieza agresivos, las lejías, los detergentes, los líquidos químicos de bricolaje y algunos preparados para jardinería o piscinas.
  • La epidermis, de todo el cuerpo, también se seca por el frío extremo, por el viento, por el calor y por el sol.
  • Las mujeres que han alcanzado la menopausia suelen acusar mayor debilidad y sequedad corporal.
  • Algunas enfermedades, medicamentos y tratamientos hormonales para patologías de consideración presentan sequedad en la piel como un efecto secundario recurrente.

Remedios caseros para las manos secas

Empezamos por los más sencillos y más obvios y terminamos con algunas recetas básicas a realizar fácilmente en casa con algunas plantas o aceites esenciales.

  • Lo primero es apelar a la protección. Si quieres lucir unas manos bonitas, tienes que ponerte guantes específicos para las tareas de la casa, del jardín, manualidades o bricolaje. Es la única manera de proteger la piel de las agresiones e impedir, al tiempo, heridas, cortes o rasguños.
  • El mismo consejo básico sirve para la climatología. Aunque tengas unas manos preciosas, si sales sin guantes durante un día de invierno, llegarás a casa congelada y con escamas en la zona.
  • Si vives en una zona de calor o vas a la playa, no te olvides de proteger tus manos con la misma loción solar que usas para cara y escote.
  • Ten siempre la piel hidratada con cremas naturales o esencias vegetales. Ayuda, incluso, el hecho de darte un masaje con aceite de almendras después de la ducha.
  • Si estás rondando la menopausia y estás acusando cambios en tu organismo, las perlas de aceite de onagra (por vía oral) contribuyen a regularizar todas las molestias naturales de esta etapa, incluida la sequedad en la piel.
  • Independientemente de tu crema habitual, que deberás ponerte un par de veces al día, es una buena opción acostumbrarte a una mascarilla diaria realizada con aloe vera triturado que puedes untar por toda la zona. Para una mayor eficacia, venda dedo a dedo cuidadosamente y permanece con este ungüento durante 20 minutos.
  • Si quieres potenciar el efecto del aloe vera, puedes añadir unas gotas de aceite esencial de rosa mosqueta, borraja o pensamiento, aptos para luchar contra la desvitalización de la piel.
  • También puedes preparar esta mascarilla con dos cucharadas de miel, medio aguacate y una yema de huevo.
  • Puedes repetir estas operaciones cuantas veces haga falta. Las manos extremadamente secas necesitan nutrición, hidratación, vitaminas y minerales para reponerse. Los productos que te he dejado anteriormente no presentan contraindicaciones de ningún tipo. Así que úsalos en abundancia.

¿Sabías que…?

Unas manos secas con unas uñas descuidadas envejecen muchísimo. No sirve de nada mantener tersa y preciosa la piel del cutis o lucir un cuerpo bonito, si no has prestado nunca atención a esta parte de tu cuerpo. Las manos son las delatoras de la edad.

La manteca de Karité también es uno de los remedios naturales infalibles para las manos secas o agrietadas.



Valoración

picture-1227.jpg
Candela Vizcaíno
Doctora en comunicación, poeta, escritora y mamá. Periodista y redactora en vida sana, lenguaje de los símbolos, literatura, arte, viajes y moda.
Anterior artículo »
Siguiente artículo »