Consejos para evitar el colesterol en niños

Consejos para evitar el colesterol en niños

El cambio de hábitos alimenticios en las familias está influyendo en el aumento de los niveles de colesterol en niños. Debemos cambiar esta tendencia.

1185359

Aunque cuando hablamos del colesterol pensemos en personas adultas, durante estos últimos años se han incrementado los casos de niños y adolescentes con niveles altos de colesterol. ¿A qué se debe este aumento?
No siempre la hipercolesterolemia suele estar relacionada con unos hábitos dietéticos incorrectos y sedentarios.

Muchos de los alimentos de consumo cotidiano de estos niños, no solo interfieren negativamente en su salud sino que, además, dificultan su aprendizaje alimentario.

¿Qué es el colesterol y para qué sirve?

El colesterol es una grasa fabricada por el hígado que forma parte de todas las membranas celulares de nuestro cuerpo. Además, es necesario para el buen funcionamiento de nuestro sistema nervioso y es precursor de hormonas, sales biliares y vitamina D. Es, por tanto, una sustancia vital para nuestro organismo y su déficit puede provocar graves problemas.

Cuando se habla de colesterol solemos hablar de colesterol bueno y malo. En realidad, la molécula es siempre la misma, lo que cambia son las lipoproteínas que lo acompañan. Estas lipoproteínas, serían algo así como autobuses que transportan al colesterol por todos los tejidos de nuestro cuerpo ya que este no puede viajar solo por la sangre. A estos autobuses se les conoce como HDL (colesterol “bueno”) y LDL (colesterol “malo). Una de las funciones de las HDL es recoger el exceso de colesterol LDL, es decir, que en realidad actuaría como un coche escoba. Cuando en la sangre hay más autobuses que depositan colesterol (LDL) que escobas que lo recogen (HDL) es cuando decimos que es malo.

Además del colesterol que fabricamos nosotros mismos, también existe el que aportamos a través de la dieta, y es el hígado el encargado de mantenerlo en unos valores normales, aumentando o disminuyendo su fabricación, según lo que nosotros aportemos con la alimentación. Por eso, es importante que nuestro hígado funcione correctamente ya que nuestros niveles de colesterol dependerán en gran medida de la efectividad con la que éste trabaje.

Tener el colesterol alto no significa nada si no vamos a la causa. Si tenemos el colesterol elevado significa que algo no está funcionando bien.

¿Por qué han aumentado los niveles de colesterol en niños?

Una de las razones del aumento de los niveles de colesterol en niños son los  malos hábitos alimentarios y los tóxicos acumulados que van congestionando al hígado provocando que la vía de eliminación del colesterol (bilis) no funcione correctamente. Si a esto le añadimos otros factores como obesidad y sedentarismo, tenemos un caldo de cultivo perfecto para que se dé el desequilibrio.

¿Cómo podemos influir a través de la alimentación?

Para evitar el aumento del colesterol en niños debemos vigilar su alimentación, seguir estos consejos puede sernos de utilidad:

  • Adiós azúcar: es importantísimo desterrar de la alimentación infantil cualquier alimento procesado como chucherías, zumos de frutas y bollería industrial que, por lo general, suelen estar cargados de grasas trans y azúcares de todo tipo. En la merienda, dale a tu hijo alimentos de verdad como fruta fresca, semillas y frutos secos, que le aportarán azúcares y grasas de buena calidad, y olvídate de bollos y galletas.
  • Despídete de los cereales refinados y pásate al integral: como en el caso anterior, estos alimentos (pan, pasta y arroz blancos), elevan rápidamente la glucosa en sangre, la cual es responsable de subir el colesterol LDL.
  • Ojo con las grasas saturadas: aunque no todas son iguales, no abuses de productos que contengan este tipo de grasas como embutidos o lácteos ya que un exceso de estos puede producir más daño oxidativo.
  • Sí, a las grasas insaturadas: haz que tu hijo consuma pescado azul por lo menos dos veces por semana y dale aceite de oliva virgen (1ª presión en frío). Estos alimentos contienen grasas de buena calidad como los Omega3 y Omega9 que bajan el colesterol LDL y suben el HDL.
  • No le des a tu hijo frituras y no cocines las grasas a altas temperaturas ya que con el calor se oxidan rápidamente y se vuelven tremendamente tóxicas.

Fitoterapia

Existen numerosas plantas hepático-biliares para depurar y desintoxicar el hígado:
Angélica, genciana, alcachofera, centaura, caléndula, boldo, cardo mariano…

Algunos productos para bajar el colesterol en niños

  • Leche de alpiste: 2 vasos al día.
  • Avena: 6 cucharadas soperas de copos, en forma de porridge o 3 cucharadas soperas de salvado con bebida de avena al día y en ayunas.


Relacionados

Valoración

picture-1238.jpg
Marc Vergés Serra
Nutricionista y fitoterapeuta. Profesor de Dietoterapia en el IFP Roger de Llúria. Coordinador y profesor de iniciación deportiva.
Anterior artículo »
Siguiente artículo »