Plantas Adelgazantes

Las plantas adelgazantes son una alternativa cada vez más extendida para perder peso, y es que la opción de adelgazar sin fármacos es cada vez más tenida en cuenta porque no produce efectos secundarios.

1274440

La pérdida de peso es un tema que preocupa, ya sea por una cuestión estética o para prevenir problemas de salud, especialmente la hipertensión y la diabetes.

En este artículo encontrarás las propiedades de diferentes plantas adelgazantes y sustancias que te ayudarán a perder peso.

Están clasificadas en tres grandes categorías: plantas para eliminar líquidos, vegetales depurativos y sustancias antioxidantes.

También hago un breve mención a los remedios para reducir la ansiedad.

Plantas adelgazantes para la eliminación de líquidos

La retención de líquidos (que afecta mucho más a mujeres que hombres) se produce cuando hay un desequilibrio entre las fuerzas que regulan el paso de los líquidos de una zona a otra del organismo y éste no es capaz de eliminarlos a través de la orina y el sudor. A menudo tiene que ver con factores como el sedentarismo, el estrés o como efecto secundario de la ingesta de medicamentos.

  • El diente de león es una planta que favorece la micción sin que se vean afectados los riñones. Se toma antes de las comidas, ya sea en infusiones en decocción (hervir unos minutos) o bien en extractos o cápsulas.
  • La fumaria ayuda a eliminar los líquidos acumulados sobre todo en los tobillos y en el abdomen. También es beneficiosa para el sistema linfático. Es recomendable tomar dos tazas al día.
  • El perejil es considerado uno de los mejores diuréticos. Se pueden masticar a diario dos o tres cucharadas de perejil machacado y luego beber agua. Otra posibilidad es tomarlo en decocción.
  • La alcachofa ayuda a combatir el estreñimiento y a reducir la zona abdominal.
  • El guaraná estimula la energía y reduce el apetito. A menudo existe una obesidad mórbida debido al consumo de alimentos fríos (verduras, frutas y comida preparada a la plancha, habituales en una dieta hipocalórica). Estos alimentos no producen calor interno (lo que en Medicina Tradicional China llamamos energía yang) y eso impide que las glándulas tiroides trabajen bien. Si tenemos energía interna, no necesitamos ingerir tanta comida. La energía interna también propulsa y, por lo tanto, contribuye a la diuresis.
  • La damiana procede del sur del continente americano. Ayuda a quemar grasas y, combinada con hierba mate y guaraná, da energía y favorece la diuresis.

Plantas adelgazantes depurativas: hígado y riñones en perfecto estado

Las plantas depurativas contienen minerales, vitaminas y fibras y poseen propiedades diuréticas. Sirven para depurar el hígado y los riñones. Un cuerpo depurado tiene mayor resistencia física y mejor salud. En caso contrario, será un terreno abonado para enfermar. En personas obesas, es imprescindible depurar el organismo. También ayuda en casos de celulitis. Y, sobre todo, no hay que olvidar que comer en exceso genera toxinas.

  • La avena en decocción se prepara con cinco cucharadas de avena, cubiertas con agua o con caldo. Se hierve a fuego lento durante 30 minutos. Es ideal comer un plato al día.
  • El ajo se puede tomar a presión fría. Como lo habitual es que repita, quizás sea más práctica la opción de comprarlo en cápsulas y consumir dos de ellas a diario.
  • El apio, para prepararlo se exprimen un par de tallos de esta hortaliza junto con una zanahoria. Se toma por la mañana y por la noche. Da buenos resultados en casos de celulitis.
  • La col es rica en potasio. Una buena opción para depurar el hígado es batir la col con limón. El limón solo, bebido en zumo por la mañana, va bien para eliminar los restos de medicamentos acumulados en el organismo.
  • La chicoria y la verbena son plantas drenantes. Es importante tener en cuenta que la verbena no se puede consumir durante el embarazo.
  • Rábano negro, alcachofa, cardo mariano, diente de león, desmodium, fumaria y boldo. Tomar un vaso al día que cualquier de estas plantas sería suficiente para mantener el hígado en perfecto estado.

Antioxidantes: para mantenerte joven

Los antioxidantes son todos aquellos elementos que eliminan los radicales libres. Los radicales libres se producen como resultado de la regeneración celular y por lo tanto son la consecuencia de un proceso natural.

El problema viene dado cuando aumenta el nivel de radicales libres, ya sea por el estrés sostenido en el tiempo, el humo del tabaco, la contaminación u otros factores climáticos. Cuando esto ocurre, la persona envejece y es carne de cañón para enfermedades degenerativas. Las frutas y verduras son de gran valor para vencer los radicales libres y por eso es fundamental comerlas a diario.

  • La vitamina A se encuentra en la zanahoria, las espinacas, la calabaza, el cilantro o los espárragos.
  • La vitamina C (necesaria para la absorción del hierro y del calcio) está en las naranjas, los limones o los pomelos.
  • La vitamina E la hallamos en los espárragos, la lechuga, el germen de trigo, las semillas girasol, las nueces o el aguacate.
  • El glutatión es el padre de todos los antioxidantes. El cuerpo lo produce por sí mismo a través del hígado, pero desaparece con la mala alimentación. Ese es uno de los motivos por los que es tan importante realizar desintoxicaciones del organismo, depurar el hígado y eliminar toxinas. Son ricos en glutatión el maíz, las patatas o las espinacas.
  • La clorofila extraída de las plantas se comercializa ya preparada. Tomar un vasito cada mañana ayuda a combatir los radicales libres.
  • El cobre es fundamental para sistema inmunológico y se encuentra en los frutos secos y las legumbres.
  • El zinc favorece el buen funcionamiento de los órganos reproductores. Son ricos en zinc el apio, los espárragos, los higos, las patatas, las berenjenas o el melocotón.
  • El selenio es anticancerígeno y se halla en la avena, el arroz integral o el melocotón.

Remedios naturales para reducir la ansiedad

La ansiedad es una de las primeras causas del aumento de peso. Por eso es fundamental encontrar la alternativa en plantas para reducir el ansia por comer.

La obesidad suele venir dada por comer demasiado, en especial azúcares.

También habrás notado que cuando duermes poco o mal, comes más. Algunas plantas que te ayudarán a reducir la ansiedad son el lúpulo, la valeriana, la albaca, la pasiflora, el azahar, el hipérico (hay que recalcar que no se puede mezclar el hipérico con antidepresivos del grupo MAO y es importante que lo sepan las personas que quieren pasar de la medicación química a un tratamiento natural) y la melisa.

MaloRegularBuenoMuy buenoGenial (2 votos, promedio: 4,50 de 5)
Loading...Loading...
picture-1241.jpg
Micaela Carrión Beneyto
Psicoterapeuta, diplomada en Medicina Tradicional China y profesora de esta disciplina en FAC Centre Terapèutic Alternatiu de Catalunya.