Propiedades del berro

Las propiedades del berro para la salud son muy poco conocidas ya que la mayoría de la gente cree que sólo tienen aplicaciones o usos culinarios.

El berro común (Nasturtium officinale) es originario de Europa y Asia.
Al igual que las coles y los rábanos, los berros pertenecen a la familia de las Crucíferas, caracterizada porque sus flores tienen cuatro pétalos en cruz.

Tipos de berros

  • El berro auténtico: es el berro común o berro de agua.
  • El berro de jardín: también conocido como mastuerzo o lepido (Lepidium sativum). Se come fresco en ensaladas y su sabor recuerda un poco al de la capuchina.
  • Los berros de prado: Cardamine pratensis, se caracteriza por sus flores de color rosado.
  • Los berros de invierno: Barbarea praecox o Barbare verna, se cultiva en zonas cálidas como Florida.

Propiedades del berro

  • Depurativo de la sangre: facilita la eliminación de los residuos ácidos del metabolismo, y además por su riqueza mineral, estimula la producción de hematíes (glóbulos rojos). Conviene a artríticos, gotosos, obesos, anémicos, y a quienes padecen de eccemas y erupciones de la piel debido a autointoxicación.
  • Tonificante: aumenta el apetito y la secreción de jugos digestivos. Es un tonificante general del organismo. Muy útil en caso de astenia (debilidad) y fatiga primaveral. Por su contenido en yodo se recomiendan los berros en caso de hipotiroidismo.
  • Expectorante: favorece la eliminación de mucosidad bronquial haciéndola más fluida.
  • Prevenir la aparición del cáncer: esta capacidad de los berros se debe a unas sustancias llamadas glucosinolatos que previenen el desarrollo de células cancerosas. Los glucosinolatos no son exclusivos de los berros sino que aparecen en otras plantas como las coles, el brocoli, las coles de Bruselas, los nabos, los rábanos y la mostaza, etc.

No tomar durante el embarazo

No debe ser consumida por las mujeres embarazadas ya que puede provocar el aborto por su acción sobre la matriz.

Nutrientes que aporta

La capacidad anticancerosa de los berros no solamente se debe a su contenido en glucosinolatos sino a su elevado contenido en antioxidantes como:

  • La vitamina A en forma de betacarotenos.
  • La vitamina C.
  • La rutina.
  • Tiene además un elevado contenido en calcio, fósforo, magnesio, potasio, sodio, fibra y ácido fólico.

¿Sabías qué?

Dicen que el médico griego Hipócrates, padre de la medicina natural, mandó construir su hospital cerca de un río para tener cerca estas plantas frescas con las que curar a sus enfermos.

Usos del berro en la cocina

Su característico sabor amargo y picante a la vez hace que esta planta sea excelente para mejorar la digestión, puesto que estimula las secreciones digestivas.

Deben tomarse en pequeñas cantidades y bien limpios. Los mejores berros son los que presentan las hojas verdes oscuras y firmes. Cuando se muerden resultan crujientes. A medida que se van haciendo más viejos se ponen mustios y las hojas amarillean por la pérdida de clorofila.

Por lo general, esta planta se consume cruda, en forma de ensaladas. Los berros frescos son más nutritivos, al igual que el resto de hortalizas. En el proceso de cocción pierden gran parte de las vitaminas y minerales que presentan en su composición. Por ello, una opción que se puede emplear para que no haya tanta pérdida de nutrientes es cocinarlos al vapor.

Las hojas del berro sirven para decorar y dar un sabor especial a ensaladas, bocadillos y salsas. Además se suelen utilizar como acompañamiento de carnes, pescados y platos de pasta o arroz. En otros casos se utilizan únicamente como condimento como ocurre con las sopas y las cremas.

Remedios caseros a base de berros

Para quitar las manchas de la piel (especialmente lunares rojos de la cara) y curar la tiña, se muele el berro y se coloca en forma de cataplasma o se unta el zumo de berro sobre dicha zona.

Un vaso de la cocción de 50 g. de hojas en un cuarto de litro de agua, tomado en ayunas, alivia el dolor de garganta. Esta misma preparación sirve para prevenir las gingivitis hemorrágicas (inflamación de la encía)

Para las enfermedades respiratorias (catarros pulmonares, bronquitis y afecciones de las vías respiratorias), se recomienda tomar lentamente antes de acostarse un vaso caliente de la mezcla de 10 g. de zumo de berros (extraído al machacar sus hojas), un vaso de leche y miel de abeja al gusto.

Artículos Relacionados

  • El Noni
    El fruto del Noni ha sido utilizado en la medicina tradicional popular...
  • La borraja
    En este artículo conoceremos, a fondo, las extraordinarias propiedades de la...
  • Las espinacas
    Las espinacas son muy conocidas por su aporte de hierro pero aunque no es tan...