Factores determinantes de la salud

¿Sabemos cuales son los factores determinantes de la salud? Este artículo nos habla de los parámetros a tener en cuenta cuando hablamos de estar sanos.

El término salud proviene del latín "salus-utis" y significa el estado en que el ser orgánico ejerce normalmente todas sus funciones vitales. El significado del término salud ha ido evolucionando en función del momento histórico, de las diferentes culturas, del sistema social vigente y del nivel de los conocimientos alcanzados.

Sin embargo, el cambio conceptual fundamental surgió recientemente cuando la Organización Mundial de la Salud en su carta Magna (1946), define la salud como el completo estado de bienestar físico, psíquico y social. Es decir, estar sano no significa ausencia de enfermedad. En 1992 un investigador añadió a la definición de la OMS: "y en armonía con el medio ambiente", ampliando más el concepto.

Aproximación histórica al concepto de salud

El sentido higienista de la salud fue introducido por la cultura egipcia y mesopotámica, que formularon elementos de higiene personal y salud pública.

En el siglo XIX con los progresos en bacteriología, y en la primera mitad del siglo XX con el descubrimiento de Fleming de la penicilina, la comercialización de los antibióticos, la creación de centros de la Seguridad Social y las campañas de vacunación, se abrieron nuevas perspectivas de optimismo en cuanto al riesgo de enfermedades transmisibles.

Sin embargo, se pudo comprobar el carácter multifactorial de la enfermedad, ya que, las condiciones sanitarias deficientes, las carencias nutricionales y, una serie de factores psicosociales, tenían gran influencia en la aparición y gravedad de los padecimientos. Estos hechos motivaron el cambio conceptual más importante, pasando de un concepto de salud en términos negativos a una consideración positiva.

En la actualidad, la salud no se entiende ya como ausencia de enfermedad OMS (1946), aunque esta definición ha sido objeto de numerosas controversias sin embargo, ha supuesto una revolución en el sistema sanitario.

La oficina regional para Europa (1986) entiende la salud como "la capacidad de realización personal y de responder positivamente a los retos del ambiente". Esta nueva definición integra en el mismo plano la persona y la sociedad.

Por tanto, podemos definir estar sano, como el conjunto de condiciones y calidad de vida que permita a la persona desarrollar y ejercer todas sus facultades en armonía y relación con su propio entorno.

Factores determinantes de la Salud

Conocidos ya algunos conceptos básicos, habría que preguntarse también sobre cuales son los factores que determinan estar sanos. Existen varias clasificaciones, la más extendida es la formulada por Lalonde (1974), en la que señala cuatro factores determinantes de la salud:

  • Biología.
  • Medio ambiente.
  • Estilo de vida.
  • Sistema de asistencia sanitaria.

En la cuantificación (porcentajes) realizada por Denver (1977) sobre dichas variables, partiendo de un análisis epidemiológico de la mortalidad en EEUU, llegó a las siguientes conclusiones:

  • Estilo de vida (conductas en relación con la salud) 43%.
  • Biología humana (genética) 27%.
  • Medio ambiente, factor condicionante 19%.
  • Sistema de asistencia sanitaria, 11%.

¿Qué significa realmente estar sano?

Para muchos teóricos de las ciencias medicas, el concepto de "estar sano" es algo relativo; significaría una cosa tratándose de un administrativo que trabaja en un lugar tranquilo sin tener que hacer esfuerzos físicos, y otra muy distinta en el caso de un obrero que trabaja al aire libre en una ruidosa construcción.

En otras palabras, para considerar que estamos sanos no tenemos necesidad de medirnos en base a patrones absolutos, basta con que podamos satisfacer las demandas de nuestro estilo de vida.

El estilo de vida, o sea el conjunto de comportamientos que desarrolla una persona, puede ser beneficioso o perjudicial para la salud. Por ejemplo, una persona que mantiene una alimentación equilibrada y que realiza ejercicio físico de forma regular, tiene más probabilidades de tener buena salud.

En general, la salud la podemos clasificar en salud física y salud mental, aunque en realidad los dos aspectos están estrechamente interrelacionados. La salud mental, hace referencia al bienestar emocional y psicológico para desenvolverse en sociedad y resolver las demandas de la vida diaria.

La salud es un derecho, las leyes no garantizan el "estar sano" sino el derecho a disfrutar de una serie de servicios que sirvan para mantener un nivel óptimo de salud (física y mental) Sin embargo, este derecho no es igual en todos los países.

La salud es una manera de ser en el mundo y, estar sano significa tener un proyecto vital, planes y objetivos alcanzables que realizar.

Estar sano no es algo estático, sino que es un proceso cuyo resultado procede de algo que pensamos, sentimos y hacemos; es algo de lo que no somos conscientes hasta que lo perdemos, y como se conocen mejor los mecanismos de cómo enfermamos que de cómo estar sanos, nos cuesta entender que la enfermedad es la excepción y no la regla.

No existe ninguna fórmula universal, ninguna práctica o método de pensamiento positivo que funcione para todas las personas por igual ni para todas las ocasiones, pero cada uno si puede aprender de sus propios estados de salud y potenciar sus recursos para que estar sano sea su filosofía de vida.

Artículos Relacionados