¿Qué son las adicciones?, causas y soluciones

A continuación veremos qué son las adicciones, los diferentes tipos o clases de ellas, cómo saber si somos adictos y qué podemos hacer en estos casos.

¿Qué son las adicciones?

Definiciones sobre que es una adicción puedes encontrar muchas y la mayoría muy completas y correctas. Pero a mí, me gusta utilizar un lenguaje algo más sencillo, claro y entendedor.

Una adicción es todo aquel comportamiento que no puedes dejar de repetir aunque conozcas sus consecuencias negativas sobre tu salud o sobre tus relaciones con los demás.

Este comportamiento no es útil para tu supervivencia y normalmente te produce placer realizarlo. Ya puede ser consumiendo alguna sustancia o droga que altere tu sistema nervioso, tu percepción o tu estado, o realizando alguna actividad como en el caso de las adicciones sociales.

Como saber si tienes una adicción o no

Creo que la diferencia más importante que deberías tener en cuenta para diferenciar si un comportamiento es o no una adicción es:

  • Comprobar si esta te impide o limita tus planes o proyectos vitales. Si estás consumiendo más tiempo, esfuerzos o dinero de los que inicialmente te planteaste y por tanto apartándote de dedicar esos esfuerzos o costes en otros proyectos. En resumen, si te impide llevar una vida normal.

Además en muchas de ellas se le añade el conocido como “Síndrome de abstinencia” es decir, cuando por alguna circunstancia no puedes consumir o realizar la actividad a la que eres adicto, lo pasas muy mal.

Clases de adicciones

  • A substancias.
  • A conductas sociales.

Estas últimas, las conductas sociales, son las de más reciente aparición. Seguramente los cambios en las diferentes maneras de relacionarse que han introducido los avances en las nuevas tecnologías han sido los precursores de que aparezcan diferentes maneras de usar y abusar de ciertos comportamientos.

Adicciones sociales

Entre las adicciones sociales, podemos encontrar muchas y con muchas variantes, a navegar por la red, al cybersexo, a las compras, a los videojuegos, al trabajo, la televisión… Cómo ves, muchas de estas pueden tener versión online y offline.

Adicciones a substancias

Las más conocidas, las adicciones a substancias, también tienen su actualización, ya que el mercado de las drogas también se mantiene muy al día. Des de la adicción al alcohol, al tabaco, a la cocaína, a los fármacos, a la heroína, el Mdma, el éxtasis líquido, la ketamina etc.

Las causas

Las principales causas de las adicciones que en las investigaciones se detectan son, sobre todo, una gran dificultad para controlar los impulsos. Una baja autoestima, dificultades en las habilidades sociales y de relación con los demás, escasa asertividad, algunos trastornos de personalidad encubiertos, problemas de afrontamiento y dificultades para resolver eficientemente los problemas reales.

Siempre se ha retratado el perfil de la persona adicta, como una persona con cierta debilidad, fragilidad o vulnerabilidad. Ciertamente es posible que sea así, y podría reflejarse en una baja autoestima o en problemas de personalidad pero yo añadiría que cualquier persona, en determinadas circunstancias, o situaciones vitales, puede desencadenar una adicción.

Seguramente si esta persona tiene una mejor autoestima y una personalidad sana y equilibrada, tendrá muchas más probabilidades de que esta adicción sea un capítulo muy breve y pasajero en su historia vital.

¿Se pueden prevenir las adicciones?

Si, pero siempre es esencial trabajar y educar en edades cuanto más tempranas mejor. Procurar una buena educación emocional en nuestros peques, dónde tengan la posibilidad de relacionarse y crecer con una muy buena autoestima, hará que con los años puedan ir desarrollando unas buenas habilidades sociales y asertivas.

Y cómo no, trabajar por construir entre todos, un buen ejemplo para ellos de sociedad. Algo que podemos hacer todos seria dejar de normalizar muchas conductas adictivas de las que somos observadores diariamente.

¿Y si ya soy adicto?

Pues todo tiene solución. Estoy segura que en algún momento no lo fuiste, o sea que eres capaz de volver a vivir sin una adicción de por medio.

Mis consejos

  • Valora muy bien y con calma si estás dispuesto a dejarlo.
  • Luego infórmate y asesórate sobre las mejores terapias y tratamientos para conseguirlo.
  • Ponte a ello.
En todos los casos le recomendamos consultar con su médico, terapeuta u otro profesional de la salud competente. La información contenida en este artículo tiene una función meramente informativa.

Artículos Relacionados