Freír sin aceite, ¿es posible?

Este artículo sobre como freír sin aceite puede venir muy bien a aquellas personas que no pueden o no quieren freír, pero no quieren renunciar al sabor.

La técnica de freír consiste en la inmersión del ingrediente en abundante aceite caliente a una temperatura aproximada de 190º. De esta forma se puede freír con rapidez dorándose la superficie del alimento y haciéndolo crujiente, conservando el interior aunque cocido también jugoso.

Existen otras técnicas de cocción que pueden dar un resultado parecido sin necesidad de tanto aceite o sin aceite, pero ya no podemos llamar a esta forma de cocción freír.

Trucos para freír sin aceite

  • Si haces algún empanado, patatas fritas, tortilla o similares al horno, en lugar de freírlo, queda estupendamente.
  • Las salchichas por ejemplo pueden cocerse dentro de una sartén con agua. Se cuecen con el agua y su propia grasa y quedan deliciosas y más digestivas. Eliminan su grasa y no se añade más como sería en el caso de freírse en aceite.
    Lo mismo puede hacerse sustituyendo el agua por vino blanco, quedando al final una salsita deliciosa.
  • Los empanados congelados o no pueden cocerse perfectamente en el horno, sin necesidad de aceite.
  • Los rollitos de primavera pueden también cocerse en el horno en lugar de freírlos.
  • Las patatas cortadas y asadas en el horno con poquísimo aceite pueden quedar doradas y jugosas sin necesidad de freírlas.
  • Un salteado rápido en un wok puede también sustituir el freír en las verduras.

Conclusión

Por lo tanto es imposible "freír" sin aceite o grasa porque el termino de por sí necesita de alguno de estos ingredientes. Lo demás sería asar, saltear, al horno, a la plancha (que puede incluir grasas o no, y si lo hace, en muy poca cantidad), a la parrilla y barbacoa.

¿Sabias que…?

La tortilla a la francesa, utilizando agua en lugar de aceite, queda buenísima, del mismo modo podemos hacer cualquier revoltillo de huevo.

Artículos Relacionados