Control de plagas ecológico , ¿es posible?

El control de plagas ecológico es un tema interesante para todos los aficionados a la jardinería o al cultivo de frutas y verduras en el huerto familiar.

Son muchos y de muy diferentes frentes los ataques que pueden recibir nuestros cultivos. Si no queremos echar mano de productos químicos para combatirlos nos interesa conocer algunos métodos de control ecológico de plagas para defendernos del enemigo.

Ya hemos visto, en un artículo anterior, como con las plantas aromáticas podemos luchar contra algunas plagas de insectos ahora vamos a conocer otros trucos que nos ayudarán a tener unos buenos cultivos.

¿Quién visita nuestra huerta o jardín?

Los aficionados a la agricultura y la jardinería saben que los cultivos no sólo son atacados por insectos, existen otros enemigos que pueden destrozar nuestra cosecha. Hay plagas de ratones, caracoles, babosas, etc.
Vamos a descubrir como luchar contra los invasores de nuestro pequeño huerto, ejerciendo un control ecológico.

Control de plagas ecológico de

  • Topos y topillos: destruyen las raíces de las plantas cuando excavan sus galerías. Si colocamos bolas de alcanfor en los túneles abandonarán el lugar, pues el olor que desprenden les molesta mucho.
  • Caracoles y babosas: pueden producir mucho daño a los cultivos pues son muy voraces. Podemos ejercer un control ecológico de esta plaga esparciendo, cada cierto tiempo, ceniza. Otras formas de ahuyentar a los caracoles es rodear las plantas con cáscaras de huevo trituradas, colocar uno plato de cerveza durante la noche o rodear las plantas con una banda de plástico en la que colocamos un hilo de sal.
  • Serpientes: si no queremos que invadan nuestro jardín o pequeña huerta podemos colocar una cuerda gruesa de sisal (de 2 cm de diámetro) alrededor del mismo, la aspereza del sisal no les resulta agradable. La salvia y el ajenjo también las ahuyenta.
  • Pulgones o cochinillas: si sufrimos una invasión existe una forma muy ecológica de deshacernos de ellas sin necesidad de productos químicos: invitar a nuestro huerto a las mariquitas, ellas son depredadores de pulgones y cochinillas y ejercerán un control sobre la plaga.
  • Gusano del hambre: nuestras judías están invadidas por el gusano del hambre, pues también tenemos un truco para luchar contra él: Poner entre las judías un trozo de patata o de zanahoria con abundante turba. Los gusanos invadirán las patatas o zanahorias, de esta forma iremos capturándolos.
  • Hormigas: para que las hormigas no invadan nuestros frutales podemos pintar el tronco de los árboles con una mezcla de agua y cal, debemos hacerlo una vez cada seis meses.

Otras recetas para un control ecológico de plagas

  • Aceite de parafina: se aplica a finales del invierno para acabar con las fases resistentes de plagas de pulgones, cochinillas, ácaros, etc.
  • Agua: los ácaros odian la humedad ambiental, por lo que si tenemos una planta infectada y la pulverizamos varias veces al día conseguiremos que desaparezcan en cuatro o cinco días.
  • Aceite de oliva, de girasol o cualquier otro vegetal: nos ayudarán a eliminar las cochinillas cuando la plaga no es muy abundante, las debemos pintar con el aceite, lo cual provocará su asfixia.
  • Azufre micronizado: diluyendo 80 g. en 10 l. de agua nos servirá para fumigar las plantas afectadas por los ácaros o los oídios. Debe usarse con temperaturas entre 20 y 30º C. Repetiremos la operación varias veces durante quince días.

Estos son algunos trucos que nos permitirán ejercer un control ecológico de las plagas que pueden atacar nuestras plantas. Aunque los buenos resultados tarden un poco más en llegar vale la pena dejar de lado los productos químicos y dedicar un poco más de tiempo a nuestra huerta o jardín.

Artículos Relacionados