Problemas de fertilidad masculina, ¿afectan las drogas y el alcohol?

Algunos de los problemas que afectan a la fertilidad masculina son el consumo de drogas, el alcohol y el tabaco ya que inciden en la calidad del esperma.

Consumo de alcohol y número de espermatozoides

En este artículo veremos como las drogas y el alcohol son factores que además de dañar nuestra salud pueden dificultar en gran manera nuestro deseo de ser padres.

El abuso del alcohol, según diferentes estudios, puede incidir en un menor número de espermatozoides, de testosterona y en aumento de estrógenos. Esto podría influir en una disminución de la libido o deseo sexual y disminución de la fertilidad. Esto es más obvio cuando ya tenemos un daño hepático.

¿Es verdad que la marihuana también afecta a nuestra fertilidad?

En cuanto a la marihuana, algunos especialistas, como la doctora Lani Burkman, afirman que su consumo habitual puede dificultar la fertilidad del óvulo ya que los espermatozoides se mueven a destiempo. Van demasiado rápidos al principio y llegan al final sin apenas energía para fecundar al óvulo. La cantidad y estado de los espermatozoides también disminuye.

Por supuesto que eso no implica que todos los que consumen marihuana o cannabis tengan problemas de fertilidad pero si que termina de empeorar a las personas cuya fertilidad ya no es demasiado alta (hecho que por desgracia es más habitual cada día)

Drogas y disfunciones sexuales

Respecto a la cocaína, heroína, éxtasis, anfetaminas y otras drogas, uno de los problemas más preocupantes es que además de provocar o agravar las disfunciones sexuales masculinas, al empeorar el estado general de salud, pueden dañar el ADN o material hereditario.

Tabaco e impotencia

Normalmente el tabaco casi siempre suele ir asociado al alcohol y a las drogas por lo cual sólo hacemos que agravar la situación ya que su consumo habitual disminuye la calidad del esperma y causa problemas de fertilidad. La erección también puede verse dificultada en fumadores habituales ya que el tabaco favorece una pobre oxigenación y circulación sanguínea.

Conclusión

Este breve apunte sobre drogas, alcohol y tabaco simplemente pretende concienciarnos de que a menudo los problemas de fertilidad masculina son un cúmulo de factores y, precisamente, los malos hábitos son una de las principales causas a tener en cuenta.

Así pues con las drogas estropeamos en primer lugar nuestra salud, además a menudo solemos perder o estropeamos nuestras relaciones de pareja, laborales, familiares, etc. y por si fuera poco dificultamos el ser padres poniendo además en peligro la salud de un futuro hijo.

¿Realmente vale la pena?

Artículos Relacionados

  • El Estrés y la Infertilidad
    Parece que el estrés y la infertilidad van unidos. Las parejas que se ven...
  • El germen de trigo
    El germen de trigo tiene muchísimas propiedades pero destaca por su grandísimo...
  • La Fertilidad
    Cuando una pareja decide que ha llegado el momento de ser papás a veces, se...