Consejos para una correcta alimentación de nuestro gato

Hay quién al incorporar un gato a su vida se ha preguntado ¿qué comen los gatos? Estos consejos sobre la alimentación de los gatos pueden ser muy útiles.

Diferencias entre lo que comen los gatos y los perros

Todos los que hemos tenido alguna vez un gato y un perro nos hemos podido dar cuenta de que la alimentación de uno y otro es diferente. Los gatos, como felinos que son, son estrictamente carnívoros y no es conveniente que les demos una gran cantidad de frutas, verduras o cereales, tampoco debemos darles patatas ni alimentos que contengan un exceso de carbohidratos.

Pero no debemos olvidar que si nuestro gato cazara su propia comida lo primero que haría sería comer el contenido del estómago y del intestino de la presa cazada, por lo que es conveniente y aconsejable que le demos, de cuando en cuando, frutas y verduras crudas picadas muy finamente.

Debemos proporcionarle los suplementos necesarios para que reciba la cantidad necesaria de vitamina B, la fibra, lo ácidos grasos esenciales, etc.

Ingredientes de la comida del gato

El sistema digestivo del los gatos les permite procesar perfectamente la carne, los huesos y la mayoría de las bacterias de una forma muy eficaz, en cambio los alimentos ricos en carbohidratos, granos secos y material vegetal, les resulta muy difíciles de digerir y pueden causarle problemas digestivos y un desequilibrio en el pH de su sistema urinario. Estos problemas digestivos pueden causar un exceso de toxinas y un debilitamiento del sistema inmunológico del animal.

De acuerdo con estas premisas la alimentación del gato debe estar basada en proteína animal proveniente de la carne (pavo, pollo, ternera, etc.) o el pescado, también podemos ofrecerle vísceras (corazón, hígado, riñones), huesos crudos y huevos.

Si le damos a nuestro gato alimento seco, pienso, debe ser rico en proteína animales, bajo en proteínas de origen vegetal y no contener más de un diez por ciento de hidratos de carbono.

Cuidado con el pescado

Debemos tener cuidado con el pescado que demos a nuestro gatos y limitar la cantidad. El pescado debe ser fresco y crudo pero no debemos olvidar que contiene la enzima Tiaminasa que destruye la vitamina B1.

Si damos conserva de pescado, sobre todo de atún, a los gatos les estamos dando ácidos grasos poliinsaturados que son peligrosos para la salud del animal ya que roban la vitamina E de su organismo haciéndoles padecer de Esteatitis.

Suplementos alimenticios para los gatos

Es importante que el gato tenga el aporte necesario de vitamina A, para ello debe tomar la cantidad necesaria de hígado, en caso de que no tome este alimento, debemos administrarle aceite de hígado de bacalao o yema de huevo. El gato es muy sensible al exceso o defecto de esa vitamina.

Los gatos necesitan un aporte del aminoácido taurina si no lo consigue con la dieta pues su deficiencia le puede producir degeneración de la retina e incluso ceguera. Se le pueden suministrar en cápsulas o pastillas que añadiremos a la comida.

El veterinario nos aconsejará que otros suplementos puedan serle necesarios a nuestro gato, no obstante si sigue una alimentación sana gozará de buena salud.

Otros consejos para una correcta alimentación de nuestro gato

  • Es conveniente saber que los gatos prefieren comer en un lugar tranquilo donde no sean molestados. El ruido y el paso de las personas le pueden poner nervioso con lo que comer más rápidamente, con el problema que esto puede ocasionarle, o incluso pueden dejar de comer.
  • Debemos colocar el plato de su comida y el agua lo más lejos posible de su caja de arena.
  • Un gato no puede pasar varios días sin comer pues su hígado de resiente.
  • No se deben dejar los alimentos en el plato del gato todo el día, debemos acostumbrarlo a un horario y ponerle comida un par de veces al día.
  • No debemos olvidar que la alfalfa es tóxica para los gatos por lo que no debemos incluirla en su dieta.
  • El ajo y la cebolla tampoco son alimentos que debamos incluir en la dieta de nuestro amigo felino.

Nota de EBM: esta información pretende ser una guía para aquellos que están interesados en una alimentación natural a base de alimentos crudos para sus gatos y siempre debe complementar a aquella que le proporcione su veterinario.

Artículos Relacionados