Aceite de Neem como insecticida

Aceite de Neem como insecticida

El uso del aceite de Neem como insecticida nos permite cuidar nuestras plantas sin necesidad de usar productos químicos que pueden acabar perjudicándolas.

22454014

¿Qué es?

El aceite de Neem se extrae de las semillas del árbol de Neem. Este árbol es nativo de la India, Pakistán, Bangladesh y otros países tropicales y semi tropicales.

Ha sido utilizado en la medicina alternativa, como ingrediente en productos de cosmética y también para controlar las plagas de insectos.

¿Cómo funciona el aceite de Neem como insecticida?

El aceite de Neem actúa como insecticida, fungicida y acaricida.

El componente principal y más activo del aceite de Neem es la azadiractina. Este componente actúa como repelente de insectos pero también interfiere en sus sistemas hormonales interfiriendo en el ciclo de vida normal de las plagas.

Al usar el aceite de Neem como insecticida mantendremos nuestras plantas libres de plagas ya que:

  • Su sabor amargo no gusta a los insectos por lo que dejan de alimentarse.
  • También resulta un repelente muy eficaz.
  • Interfiere en los sistemas hormonales de los insectos impidiéndoles aparearse, poner huevos o, en caso de que los huevos ya hayan eclosionado, que las larvas alcancen la madurez.

¿Qué beneficios tiene?

Al usar el aceite de Neem como insecticida vamos a poder disfrutar, nosotros y la plantas, de los siguientes beneficios:

  • Es muy seguro para la persona que la manipula por su baja toxicidad.
  • Tiene bajo impacto en el medio ambiente.
  • No perjudica a los insectos beneficiosos, aunque hay que evitar pulverizarlos directamente con el producto.
  • No es dañino para los animales ni las plantas.

Un posible inconveniente del uso de aceite de Neem como insecticida es que hay que aplicarlo cada pocos días, pero los beneficios superan este pequeño inconveniente.

Siempre hay que seguir las instrucciones de uso y aplicarlo correctamente.

¿Qué plagas podemos combatir con aceite de Neem?

Podemos usar el aceite de Neem como insecticida para combatir las siguientes plagas:

  • Polillas.
  • Caracoles y babosas.
  • Hormigas.
  • Pulgones y orugas.
  • Mosca de la fruta.
  • Mosca blanca.
  • Insectos de la calabaza.
  • Escarabajo de la patata.
  • Gusanos, etc.

¿Cómo aplicar el aceite de Neem?

Es aconsejable, si es la primera vez que utilizamos el aceite de Neem como insecticida, que apliquemos en un pequeña parte de la planta y comprobemos, después de 24 horas, que esta no resulta dañada.

Es más adecuado aplicar el aceite de Neem por la noche pues de esta forma evitaremos que con la fuerza del sol la planta pueda quemarse y conseguiremos que la planta absorba mejor el preparado. No hay que utilizar este productos cuando demasiado calor o demasiado frío.

Si usamos el aceite Neem una vez por semana evitaremos que las plagas proliferen. Hay que seguir siempre las instrucciones de uso que nos explican en el envase o preguntar a un buen especialista.



Relacionados

Valoración

picture-1057.jpg
Elia Arcas
Escribir me obliga a aprender, a investigar y a conocer gran cantidad de temas relacionados con la salud y con un sistema de vida responsable y respetuoso.
Anterior artículo »
Siguiente artículo »